Ciclo de vida de los envases monodosis

Ciclo de vida de los envases monodosis

En los últimos años todo ha cambiado muy rápido: los hábitos de consumo y los productos se han adaptado para cubrir las nuevas necesidades y también se han lanzado productos nuevos que dan respuesta a estos cambios.

Como parte de este proceso, el envasado se ha convertido en uno de los aspectos más importantes del producto, porque lo conserva y además ayuda a su posicionamiento. El envase distingue al producto de la competencia y aumenta su valor, independientemente de la imagen que muestra, de las emociones que pueda transmitir, de las ventajas que ofrezca y de otras características diferenciadoras.

Más allá de esto, la conciencia ecológicaadoptada por la sociedad lleva a los diseñadores de envases a crear soluciones innovadoras y sostenibles para reducir su impacto en la naturaleza; pero no nos adelantemos y conozcamos un poco más el mundo de los “envases monodosis”.

¿A qué llamamos envases monodosis?

El término monodosis o unidosis se utiliza para definir todo aquello que va envasado en dosis unitarias, ya sean cápsulas de café, sobres de azúcar o sal,mayonesa o ketchup, mantequilla, mermeladas, incluyendo también algunos medicamentos.

Ejemplos de algunos envases:

 

Una vez que estos productos son consumidos, se transforman en residuos.Y una vez que tenemos estos residuos… ¿qué debemos hacer con ellos?La respuesta es muy sencilla: depositarlos en el contenedor amarillo.

¿Y qué pasa con esos residuos depositados en el contenedor cuando se los lleva el camión de la basura?

La primera parada es la Planta de Selección; es aquí donde se seleccionan los envases por sus diferentes materiales. Los camiones descargan los envases recogidos del contenedor amarillo y se realizan controles del material. Estas plantas disponen de máquinas que harán una selección en función del tipo de material. (PET, PEAD, Film, plástico mixto, tetrabrics y latas férricas y de aluminio). Luego los operarios realizarán una segunda selección manual para que no se pierda nada, y una vez separado el material lo compactaran en balas y seenviarán a las Plantas de Reciclaje para que se transformen en nuevos materiales.

De todos los materiales que se consiguen gracias al reciclaje del contenedor amarillo se puede fabricar una gran variedad de nuevos productos: forros polares, material de construcción, tuberías, piezas para coches, llantas de bicicletas, sillas, acero, aluminio y por supuesto envases.

 

¿Y qué pasa con las cápsulas de café?

“6g de café y un envase de 3gSeñala Jan Dube Portavoz del Departamento de energia y medioambiente de Hamburgo

http://www.lavanguardia.com/natural/20170528/422949639039/capsula-cafe-problema-ecologico.html

El problema de este tipo de productos es que los consumidores lo reciclan de manera errónea. Notodos los envases monodosisvan al contenedor amarillo aunque estén hechos de aluminio o de plástico; porque  las cápsulas de café, según la ley de residuos, no son consideradas un envase al no poder separar el café, con lo cual el reciclaje de las cápsulas queda en manos de sus fabricantes.

Pero no todos los fabricantes realizan el reciclaje de estos envases. Y es aquí donde nos encontramos con una problemática ambiental sobre el reciclaje de las cápsulas de café.

Nestlé, empresa productora de Dolce Gusto y de Nespresso ofrece puntos de recogida fijos y móviles (indicado en la web de sus productos). Pero el  resto de fabricantes no se pronuncia al respecto.

Otros puntos habituales de recogida de estas cápsulas ya sean de plástico o de aluminio, son las deixalleries, deixalleries móviles y puntos verdes, donde tienen un contenedor específico para estos residuos, y des de donde se enviaran a un gestor autorizado por la Agencia de Residuos de Catalunya (en este caso a la planta de compostaje de Jorba).

Por suerte, todo esto está a punto de cambiar y se abre un hilo de esperanza, ya que,  la comisión europea anuncio el pasado 16 de enero que todos los envases de plástico del mercado de la UE serán reciclables para 2030, el consumo de plásticos de un solo uso se reducirá y se restringirá el uso intencional de microplásticos.

Como consecuencia de esta noticia, los fabricantes de café en monodosis se han puesto las pilas y ya hablande convertir a un 100% el número de envases reciclables para 2020 (http://www.lavanguardia.com/natural/20170528/422949639039/capsula-cafe-problema-ecologico.html)

¿Por qué es tan importante reciclar correctamente estos envases?

Muchos envases monosdosiscomo en el caso de las cápsulas de café están fabricados con aluminio. Hoy en día este material és uno de los más valorizados en el mercado, por lo que su recuperación en las plantas de selección es uno de los más rentables.

Ahora, profundizamos un poco más, ¿Qué hace la industria cuando no se dispone de aluminio reciclado para producir nuevos envases?¿De donde se extrae? ¿Cómo es el proceso de extracción y producción del aluminio?

Hoy en día la fabricación de envases de aluminio conlleva una terrible problemática ambiental, ya que la producción y extracción de este supone un elevado coste ambiental.

El aluminio se produce de la bauxita y esta se extrae de yacimientos localizados en gran medida en las selvas tropicales. ¿Cuál es la consecuencia de esta extracción? Ni más ni menos que la deforestación de la selva Amazonas y la contaminación de las aguas freáticas y superficiales, además de la suma de numerosos efectos colaterales como la extinción de especies en un hábitat tan sensible a los cambios como es el Amazonas.

Por desgracia, no solo la extracción del aluminio comporta una lista interminable de impactos ambientales sino que a esta es necesario sumarle también todos los asociados a su producción como son las emisiones de gases contaminantes tales como el CO2 y partículas con alto contenido en FFC, que contribuyen al efecto invernadero.

Por último, la producción de este material conlleva uno de los más elevados costes energéticos de producción en el mundo industrial. Concretamente se necesitan 15.000 kwh para producir una única tonelada de aluminio. ¿Comprendéis ahora la importancia de recuperar y reciclar este material?

Ahora que conocemos la problemática, ¿Que pueden hacer las empresas o los consumidores para intentar reducir los impactos ambientales generados por esta práctica?

Soluciones y propuestas de las empresas para esta problemática ambiental

En el mercado ya hay alternativas novedosas para las cápsulas de plástico y aluminio. Algunas empresas ya se están moviendo en la dirección correcta y han creado cápsulas biodegradables, pero por el momento son pocas las empresas que están apostando por estas “cápsulas ecológicas.”

  • Eason Chow, un diseñador que vive en Singapur, propuso reemplazar el envase de plástico con un azúcar soluble, parecido a una bola de chicle. (http://easonchow.com/)
  • El año pasado, el productor italiano Caffe Vergnano desarrolló su propia cápsula de biopolímero que se puede descomponer de forma natural. (https://www.caffevergnano.com/)
  • Y la empresa neozelandesa Honest Coffee Company fabrica envases 100% biodegradables con fibras vegetales que son compatibles con las máquinas Nespresso. (https://honestcoffee.co.nz/)

Como dicePiotr Barczak, responsable de la política de residuos de la Oficina Europea de Medio Ambiente“el tema no es que las cápsulas sean o no reciclables, sino de reducir esta tremenda cantidad de envases innecesarios que tiramos cada día a la basura”.

Propuestas de mejora para los consumidores/ Eco-consejos

  • Comprar productos a granel: podrás consumir lo que quieras sin generar residuos.
  • Recuerda siempre la alternativa de los envases monodosis ecológicos.
  • Y el último consejo, pero no menos importante, desde Andròmines se realizan talleres para la reutilización de los residuos ya existentes, como las cápsulas.

 

Por último recuerda estos datos a tener en cuenta:

Si tomas un café al día, son 30 ó 31 cápsulas al mes; 365 al año. Si son dos cafés, pasamos a 730 cápsulas al año. Imagina cuántas cápsulas se utilizan al año en un país. ¡Millones!

Se calcula que cada minuto se tiran 13.500 cápsulas de aluminio y plástico al cubo de basura, lo que supone en un año, más de 7 mil millones de cápsulas que tardarán al menos un siglo en degradarse en el medio ambiente

https://www.bioecoactual.com/2017/10/20/capsulas-de-cafe-problema-ambiental

España es el tercer país del mundo con más consumidores de cápsulas de café, sólo por detrás de Estados Unidos e Italia.

 

Lo cierto es que mientras se continúe con la producción de estos envases, las personas seguirán consumiendo una inmensa cantidad de estas cápsulas y sobre todo teniendo en cuenta que en España, se recicla menos de un 20%.

 

Reflexión

El número de envases que utilizamos en el día a día es cada vez mayor. Por ello, es necesario que entre todos hagamos un esfuerzo y seamos conscientes de la gran responsabilidad que tenemos para garantizar que se reciclen y puedan tener una segunda vida.

Ahora, reflexionemos: ¿Como consumidores debemos anteponer aquellos productos que nos hacen la vida más fácil como es el caso de las cápsulas de café por delante de bienestar de nuestro planeta? La realidad es que ambos están íntimamente relacionados, es decir, las malas decisiones tomadas como sociedad en los próximos años puede condicionar de manera irreversible el futuro de nuestro planeta.

Por eso, como sociedad y consumidor ha llegado el momento de empoderarse y apoyar a aquellas empresas que intenten reducir, reutilizar o reciclar los embalajes en sus productos y castigar aquellas que no hagan una buena gestión de sus residuos.

Con todo esto más la suma de las políticas ambientales, las campañas de concienciación ambiental y las buenas prácticas conseguiremos marcar el rumbo hacia una economía circular libre donde el residuo sea cero.

 

¿Y tú, te animas a prescindir de los envases monodosis?

Nuestro Planeta te lo agradecerá  😉

 

Enlaces de interés:

 

http://www.lavanguardia.com/vida/20160422/401279179919/hamburgo-prohibe-maquinas-de-cafe-con-capsulas-en-los-edificios-publicos.html

http://www.laprovincia.es/espana/2018/01/16/baleares-declara-guerra-capsulas-cafe/1018458.html

Cintia Urbino i Cira García

Encargada de la Deixalleria MiR i Técnica de mediambient en Andròmines

Sensibilització ambiental

Comentar

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *